Políticas de integridad estudiantil y honestidad académica

 

CÓDIGO DE CONDUCTA

Política de honestidad académica

 

Como parte de nuestra misión de equipar a los líderes cristianos, esperamos integridad piadosa en el trabajo académico que realiza en Thirdmill Seminary. En el corazón de esta integridad se encuentra el compromiso de representarse con precisión a sí mismo y a su trabajo ante los demás. Primero, esperamos que los miembros de nuestra comunidad de aprendizaje sigan las reglas bajo las cuales los cuestionarios, exámenes, trabajos y proyectos deben completarse y enviarse para recibir crédito académico. Esto incluye el compromiso de hacer su propio trabajo. En segundo lugar, esperamos que los estudiantes den crédito a los demás por sus ideas al documentarlas adecuadamente en presentaciones orales y escritas. Tanto el engaño como el plagio son violaciones del noveno mandamiento, que prohíbe dar falso testimonio. Según el diccionario de Miriam-Webster, el plagio es, “robar y hacer pasar (las ideas o palabras de otro) como propias: usar (la producción de otro) sin acreditar la fuente [… o] cometer un robo literario: presentar como nuevo y original una idea o producto derivado de una fuente existente ".

 

La primera violación de este estándar de honestidad académica puede resultar en el fracaso de la tarea o examen en cuestión y podría, dependiendo de la tarea, resultar en el fracaso de la clase. Una segunda violación de este estándar puede resultar en una revisión por parte del comité de plan de estudios de la facultad y un posible despido de la institución. El estudiante tiene derecho a apelar una decisión a través de una carta enviada al Decano Académico de su programa.

 

Además, se espera que los estudiantes envíen trabajos originales para cada tarea. Por lo tanto, no se acepta la presentación duplicada o el uso de la misma tarea de un curso para cumplir con los objetivos de otra tarea en otro curso.

 

Noviembre de 2020